CURIOSIDADES

los pequeños y curiosos detalles de la vida.

7 planes que hacer durante el Oktoberfest, además de beber cerveza

Quedan horas contadas para que comience una de las fiestas más famosas del mundo: el Oktoberfest.
Para mí, el Oktoberfest es como una feria gigante, con atracciones pero sin Camela de fondo. Además se encuentran las diferentes carpas donde uno baila, brinda y bebe litros y litros de cerveza.

IMG_1396

Pero, durante el Oktoberfest se pueden hacer más planes además de beber cerveza. Atentos.

Leer más

El ABC de los Biergarten

Aquellos que nos hemos quedado en Múnich este verano, no podíamos estar más contentos: estamos teniendo un verano verano, de esos de días de más de 30º, chapuzones en el río y los lagos, playas, cerveza fría y muchos Biergartens.

Tras una ruta por los Biergartens de la ciudad, he decidido hacer un pequeño abecedario con el que no sólo podemos aprender alguna que otra palabra alemana, sino además curiosidades y tradiciones de los Biergartens.

¿Te animas?

Leer más

Cuadrado, práctico, bueno.

A1u79YKmpsL._SL1500_

Así se define uno de los chocolates más famosos de Alemania; el Ritter Sport.

La historia de esta tableta cuadrada de chocolate se remonta a 1912, cuando Alfred y Clara Ritter funda en Cannstatt una fábrica de chocolate con el nombre de AlRiKa Krem Schokolade – acrónimo de Alfred Ritter Kannstatt -.

http://www.ritter-sport.de/

http://www.ritter-sport.de/

La famosa tableta cuadrada nació en 1932 con el nombre de Ritter´s Sport Schokolade cuando Clara propuso el hacer una tableta de chocolate “que cupiera en los bolsillos de cualquier chaqueta deportiva, sin romperse, teniendo el mismo peso que una tableta de chocolate normal”.  El nombre de “Ritter Sport Schokolade” se adoptó en 1970.

http://www.ritter-sport.de/

También en ese año con la llegada de la publicidad se adoptó el eslogan “Quadratisch, praktisch, gut”. Se inventó además el primer chocolate con yogur. La marca comienza a despegar en el mercado nacional.

En 1974 otro cambió revolucionario llega: la característica paleta de color: cada variedad de chocolate adquiere un color alegre, joven. Como la vida misma, alegre, jovial, moderna, activa.. Y el chocolate que te acompaña. Todo un signo de identidad de la marca.

04020010_FamWerte_Geschichte_1976

http://www.ritter-sport.de/

En 1976 se cambia el modo de apertura al actual y se deja de abrir como una tableta de chocolate normal.

Al mítico tamaño se han ido añadiendo en 1982 el tamaño mini, en 2004 el tamaño dado y en 2006 el tamaño maxi. Además por supuesto, de nuevos sabores, chocolates de temporada, variedades bio, apertura de tiendas…

Para mí es un producto totalmente alemán, hay tantos sabores que siempre habrá uno que te guste. Forma parte totalmente de la cultura a pesar de que ya se venden en 100 países.

Tienen infinitos sabores: con frutos secos, con fruta, cremosos, puros, sin lactosa, con galletas, con cereales, chocolate blanco, sin leche, bio… Y cada vez sacan nuevos o los van cambiando por temporadas, así que es imposible aburrirse.

Unbenannt

Uno de mis favoritos es uno nuevo que lleva miel, almendras y sal, está tremendamente bueno y en el despacho siempre vuela.

Caben en cualquier bolsillo y la variedad es infinita. Además de estar buenisimos, a mí me parece un regalo / souvenir estupendo para traer de Alemania, ya digo que para mí forma parte total de la idiosincrasia de este país.

Además tienen una manera muy curiosa de abrirse: mirad mirad 🙂

¿Conocías este chocolate? ¿Sabias que era alemán? ¿Has probado alguno? ¿Cuál es tu favorito?

Dulce viernes 🙂

D de Dinamarca, N de Nordpol

Quizá sea deformación profesional pero me atrevería a decir que todos hemos oído hablar del DIN. DIN A4, DIN A3 ¿Os suena más así?

El caso es que el famoso DIN es el acrónimo de Deutsches Institut für Normung, a saber: el Instituto Alemán de Normalización. Todo se rige con estas normas, en el despacho las usamos constantemente.

Pero es que queridos, cuando digo todo, me refiero a todo.

Una situación cotidiana es la de llamar a algún sitio y tener que deletrear tu apellido, esta situación se agrava cuando uno se encuentra en el extranjero y tienes que decir tu estupendo nombre español alemanizado para que te entiendan. [A saber, mi nombre tiene una v, en español la pronunciamos como b, en alemán como f].

En fin, que después de unos fallidos intentos por hacerte entender toca deletrear tu apellido y empiezas:

-M, y todas las ciudades del mundo se pasan por tu cabeza. Para nosotros es normal Madrid, pero ¿en Alemania? Y dices “München” .

Y ya está, provocas un cortocircuito. Nadie entiende nada. Y es que está la norma DIN 5009 que te indica qué palabras tienes que decir. Salte de ahí y no entenderán nada.

wpid-wp-1426843343976.jpeg

Os dejo la tabla para que os la vayáis aprendiendo. Yo la tengo al ladito del teléfono.

¿Qué os parece esta locura? A mí me chifla que todo sean nombres y de repente en la N pongan polo Norte.